Mi corazón rojo carmín
¿El maquillaje puede cambiarte la vida?

El maquillaje al menos la mía si logró cambiarla, recuerdo aquel día cuando yo aún trabajaba como gerente de ventas me sentía segura, feliz, estable y casi casi poderosa. Aseguraba que la vida me sonreía y a pesar de mi corta edad, no había ser humano ni fuerza sobrenatural que detuviera mi crecimiento en todos los aspectos de mi vida. Hasta que ¡¡zaz!! fue como si alguien hubiera tomado mi vida y le diera la vuelta completa, para que tomará otro rumbo. Me despidieron y perdí mil cosas materiales y personales, pero las que más dolieron fueron mi confianza, seguridad y casi casi, pierdo mi amor propio.

Busque diversidad de trabajos, hasta que un día pasé por una escuela de maquillaje. Entré por curiosidad sin embargo la persona que me dio los informes, al terminar el recorrido por la hermosa escuela mencionó las palabras mágicas: el maquillaje es como tener una varita mágica, ya que al terminar de resaltar los rasgos de cada mujer verás dibujada una gran sonrisa impregnada de seguridad en sus rostros. Y fue ahí donde inició mi aventura, ya que lo que más deseaba era recuperar mi propia seguridad.

Al termino de mi diplomado de maquillaje profesional aprendí un sin fin de cosas.

Iniciaré contándote que no quiere decir, con esto que el maquillaje tenga que ser esa parte que te dé únicamente seguridad al contrario. Me gustaría mencionar y recalcar lo que hará una buena hidratación y  aplicación correcta de este, ayudara a lograr un look adecuado con tu propio estilo y sin dejar de ser auténtica. Los cuidados de la piel, el uso correcto de las brochas, la aplicación de la base, las sombras etc. es básico ya que con ello resaltaremos los puntos que más nos gustan de nuestros rasgos faciales, así como también podemos darle ese toque sexy e incluso diferente al rasgo que tal vez no nos encanta pero te sorprenderás aún más, al aprender que tipo de colorimetría es la adecuada para ti y esto en conjunto hará que veas, todo lo que puedes proyectar y crecer en tu vida diaria. Fue entonces que descubrí que mi corazón era de color rojo carmín, me propuse a enseñar y transmitir a las mujeres e incluso algunos hombres, a amar lo que son. Deseo expresar en cada consejo lo que puedes lograr, al descubrir tu verdadera belleza.

Piel Radiante

Hidratar la piel antes de aplicar el maquillaje, evita acentuar las arrugas y hará que todo parezca más natural.

A los 20 años

Es la edad donde la piel es autosuficiente, luce fresca, joven, luminosa y tersa por lo que hay peligro. Donde al verla bonita no realicemos los cuidados correctos para mantenerla así., y muchas veces usamos productos abrasivos que pueden lastimar la piel si la y con ello aparecerán asperezas o falta de brillo por efecto del sol, hay ligeros cambios de pigmentación y finas líneas de expresión, y posiblemente acné.

Cómo evitarlo, todos los días por la noche antes de acostarnos debemos limpiar el rostro de esta manera eliminaras el maquillaje y toda la suciedad que se nos haya adherido a la piel durante el día. Lo ideal sería realizar esta limpieza con un gel limpiador suave, para no lastimar nuestra piel. En caso de usar toallitas demaquillantes tendríamos que hacerlo ocasionalmente o como método de emergencia, para no irritarla o lastimarla aún más. Es recomendable que a esta edad tengamos un régimen de belleza constante, usar producto con protector solar diario. Tener uno para contorno de ojos y así retardar los signos de envejecimiento prematuro, apliquemos crema facial también en el cuello para que con esto le demos mejor calidad a nuestra piel. Es muy importante realizar una exfoliación semanal de ese modo eliminaremos las células muertas y mejoraremos la penetración de nuestras cremas.

VIA buckheadmassage.com

A los 30 años

La regeneración celular y la circulación se alenta. Con esto la piel pierde brillo, la reducción de colágeno y elastina se hacen presentes. El estrés, el embarazo, el uso de anticonceptivos y tratamientos de fertilidad pueden hacer que en la zona “T” se tenga la presencia de grasa y el acné. Asimismo con la exposición solar surgen las manchas, hola micro rotura de vasos sanguíneos. Cómo debemos cuidar nuestra piel, sumamos exfoliantes químicos y cambiamos los productos de la rutina que llevamos por otros más específicos, como cremas antiarrugas de día y de noche. Con la aparición de manchas y arrugas podemos recurrir al dermatólogo y realizar algunos peeling cada 4 o 5 meses, una limpieza profunda e hidratación en un spa sería excelente. La limpieza total y el masaje facial mejorarán la circulación y la tolerancia de la piel a los productos y protegernos del sol con pantallas solares será lo más adecuado.

VIA skinslasers.us

A los 40 años

La producción de grasa y la sensibilidad disminuyen muchísimo. La aparición de arrugas en mejilla ceño frente pliegue nasogeniano y las famosas patas de gallo hacen su aparición con mayor profundidad, el aumento de la flacidez y la deshidratación de la piel son más visibles, líneas alrededor de la boca o manchas solares, aceleración de la glándula sebácea y dilatación de los poros en la zona “T”. Inclusive a veces en las mejillas, las líneas de expresión tienen decoloración y rotura capilar por defecto del Sol y las ojeras se convierten en bolsas. Cómo podemos evitar esto, las líneas de expresión pueden disimularse aplicando producto que contenga colágeno ya sea tópico o infiltrado como el ácido hialurónico o el uso del Botox. Es imprescindible aplicar exfoliantes y emolientes en el cuello y cara, usemos limpiadores de leche o crema. Continuamos con el uso de cremas nocturnas, y de día agregamos mascarillas faciales como medida extra de cuidado en la piel. Apliquemos un gel en contorno de ojos y sobre todo si nos levantamos con los párpados hinchados para nutrir la zona correctamente.

 

VIA sharecare.com

A los 50 años

La piel se muestra tal cual es, surgen más líneas de expresión y las arrugas se hacen presentes, sobre todo las más profundas. La pérdida de elastina acentúa la flacidez. La menopausia puede provocar acné o inclusive algunos granitos de grasa. Comienzan los signos de envejecimiento en cuello, escote, manos. El color de la piel pierde uniformidad o surgen manchas solares mucho más grandes., La piel en ocasiones se hace amarillenta o seca, y surgen rotura de vasos sanguíneos. En esta etapa debemos prestar mucha atención a los activos y a las cremas que utilizamos. Buscando aquellas pensadas para nuestra edad o tipo de piel, podemos sumar peeling o dermoabrasión una, tres o cuatro veces al año. Además será fundamental cuidar los alimentos que consumimos y además reforzar los que contengan antioxidantes.

VIA MY HEALTH TIPS

Recomendaciones

Es importante que cualquiera que sea nuestra edad, hidratemos con protectores solares o pantallas solares., Ya que estos nos ayudarán a retardar estos signos de envejecimiento. Recurramos a cremas o productos contra el envejecimiento que contengan colágeno, elastina, ceramidas, vitamina A, C y vitamina E.
En la próxima publicación descubriremos  qué tipo de piel eres. Para ser más específica en nuestros cuidados e iniciar el embellecimiento de nuestra piel.

Recordemos que al sentirnos y proyectarnos con mayor seguridad lograremos ver el color de tu belleza interior.

Añadir Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *